POR OSCAR MARTÍNEZ

Ante miembros del Congreso de la Union, Senado de la República, Cámara de diputados, empresarios, científicos y diplomáticos, fueron entronizados los periodistas deportivos, Fernando Schwartz, Antonio de Valdés, Juan Manuel Damian, Javier Trejo García, José Manuel Nieto y Felipe León.

La ceremonia emocionó. Fue conmovedora!

Por la mente de los ungidos se asomó el sentimiento de lealtad con ribetes de gratitud

¿Por qué!

Porque en su alocución recordaron con respeto a personajes que contribuyeron en su formación profesional.

Por ejemplo, Fernando Schwartz y Antonio de Valdés elevaron hasta el cielo su documento doctoral y lo hicieron llegar a personajes iluminados que trascendieron como pioneros de la más alta y depurada escuela del Periodismo tradicional en radio y televisión.

En las voces de las mentes brillantes del periodismo deportivo se dibujaron nombres de figuras legendarias como
Pedro “Mago'” Septien, Jorge “Sony” Alarcón, Jacobo Zabludovsky, Angel Fernández, Fernando Von Rossum y Emilio Azcarraga, de quien reconoce Schwartz, “fue como mi padre”…

La lealtad, junto con la gratitud llenaron de aplausos el escenario de la Cumbre Mundial del Conocimiento.

A la gratitud de ellos, también se unió la humildad.

Porque al momento que recibí mi nombramiento como Director de Comunicación Social del Colegio Internacional de Profesionistas, expresé un discurso en tan sólo 27 segundos.

Dije que hay valores humanos.

Entre los más importantes encontramos la ética, el respeto al prójimo, la tolerancia, la bondad, la paz, la solidaridad, el amor, la justicia, la responsabilidad, la equidad, la amistad, la libertad y la honestidad.

Pero de todos los valores de nuestro sentimientos, nunca deben faltar tres, y son la gratitud, la lealtad y la humildad.

¡¡¡ Son los más nobles !!!

Los valores definen quién
es realmente una persona.

Y lo que nos identifica es la suma total de esos valores.

Los muchachos aprendieron que el respeto por nosotros mismos y nuestros valores, debe anteponerse ante cualquier temor o deseo de agradar.

El objetivo de la educación es el conocimiento, no de los hechos, sino de los valores.

Y aplaudo la digna, educada, amable y caballerosa actitud de los amigos periodistas condecorados porque tuvieron palabras de gratitud hacia aquellos jefes inmortales que fueron como guías espirituales.

Fueron jefes que les regalaron ejemplos de respeto, dignidad y humildad en su labor profesional y en su trato ante los demás.

Felicidades a todos!!

Banner Content

0 Comments

Leave a Comment

FOLLOW US

GOOGLE PLUS

PINTEREST

FLICKR

INSTAGRAM

Advertisement

img advertisement

Social

About Author

Advertisement